Usted está aqui: Tratamientos Actuales - Safenectomías y flebectomías

Safenectomías y flebectomías

Safenectomía animada Cuando las venas safenas y sus ramas están enfermas, la cirugía clásica como es la safenectomía y fleboextracción de colaterales, es la que cuenta con mayor experiencia. Los resultados son buenos y bien conocidos, por lo que es el referente de tratamiento sobre el que se comparan todas las demás técnicas. Cada caso en particular requerirá una aproximación diferente. Esta técnica ha sido maltratada por los médicos estéticos por considerarla "agresiva". Es indudable que requiere la realización de heridas quirúrgicas para la extracción de las venas, pero hoy en día se realiza de modo ambulante en la mayoría de los casos, marchándose el paciente por su pie, con escasas molestias y una recuperación en pocos días, por lo que llamarla técnica agresiva no tiene fundamento.

 

La intervención consiste en la extracción de la vena safena interna a través de dos incisiones, una en el tobillo y otra en la ingle. Por dentro de la vena se pasa una guía sobre la que se realiza la extracción. Esta extracción es atraumática, es decir, sin apenas lesionar los tejidos de alrededor. La vena se "vuelca" dentro de sí misma, es similar a cuando se le da la vuelta a una manga. El resto de varices (fleboextracción o flebectomía) se extirpan con incisiones micro-quirúrgicas que no dejan cicatrices visibles. En ocasiones, nos encontramos que las venas safenas no están enfermas y sólo existen varices colaterales, entonces podemos aplicar la técnica de la flebectomía aislada (flebectomía ambulatoria de Müller), que se realiza con anestesia local y, cuando está bien indicada, con unos resultados excelentes.

Safenectomía antes y después Flebectomía ambulatoria antes y después
   
Safenectomía interna bilateral antes y después

 
 
doctorrial.com